martes, 2 de abril de 2019

KÜRTÖSKALÁCS (Pastel chimenea)


Por fin, por fin, por fin estoy aquí de nuevo! No me lo creo, he tardado más que nunca, pero todo tiene una explicación. Resulta que mi portatil iba de mal en peor hasta que de repente murió, ya estaba cansada de llevarlo a reparar, cada vez que lo llevaba me costaba la broma entre 60 y 100 euros y ya no quería volver a invertir ese dinero en un ordenador de 7 años que ha necesitado ser reparado entre 2 y 3 veces al año. Si hacemos cuentas me ha costado más que uno de los más caros.
Así que dije: se acabó! no lo arreglo, me compro otro, y eso es lo que he hecho. El caso es que hasta que no he podido permitírmelo pues no me he podido comprar ninguno, por eso he tardado tanto en publicar, a partir de ahora me veréis más a menudo. De hecho tengo unas cuantas recetillas deseando compartirlas con vosotros y además dentro de poco estrenaré nueva sección, en breve lo sabréis.


La primera vez que probé esta maravilla fue hace 2 años en una mercado medieval y os puedo asegurar que me habría comido 6 o 7!!!  si os gustan los Cinnamon Rolls os encantará, no es lo mismo pero es similar, similar en cuando a que es una masa de levadura y lleva canela.
La forma de hacerlos es bastante peculiar porque hay que hacer una masa eternamente larga y enrollarla en un cilindro, lo normal es que no tengamos ese tipo de cilindros en casa, pero con una cartulina y papel de aluminio podemos hacerlos perfectamente, no os preocupéis por la cartulina, no va a salir en llamas dentro del horno ya que además de ir envuelta en papel de aluminio el horneado es de pocos minutos. En las fotos lo podéis ver todo.

Este delicioso dulce es Húngaro y podemos dar gracias de que ha llegado a nuestro país. 
Se puede hacer también con nueces y seguro que con más cosas, yo os traigo el más típico, azúcar y canela. Por lo visto este dulce de nombre imposible para nosotros y que se traduce como pastel chimenea por su forma cilíndrica y que se come caliente o templado. Procede de Transilvania y por lo visto es famoso por ser el dulce Húngaro más antiguo conocido. Hay que ver lo que nos hemos perdido todos estos años atrás!
Os puedo asegurar que muy fácil de hacer y merece toda la pena hacerlo!
Vamos con ello!
Por cierto, las fotos se quedaron en el ordenado fallecido, así que he tenido que repetirlo pero con fotos nocturnas que no me gusta nada hacer, pero bueno, aunque las fotos no son nada buenas, podéis ver como es.

INGREDIENTES
-200 gr. HARINA DE FUERZA
-7 gr. LEVADURA FRESCA
-50 gr. AZÚCAR
-25 ml. ACEITE DE GIRASOL
-1/2 HUEVO XL BATIDO
-60 ml. LECHE templada
-1 pizca de SAL
REBOZADO:
-MANTEQUILLA DERRETIDA
-AZÚCAR MORENO
-CANELA
ADEMÁS:
-CARTULINA
-PAPEL DE ALUMINIO


ELABORACIÓN
-Mezclamos la leche templada con la levadura y el azúcar, mezclamos hasta que la levadura y el azúcar se disuelvan, la levadura debe estar templada, ni caliente ni fría, si está muy caliente matrá todo principio activo de la levadura y si está fría no se activará.
-En otro bol mezclamos la harina, la sal, el aceite y el medio huevo batido. Mezclar bien e incorporar la mezcla de leche anterior, empezaremos mezclando todos los ingredientes y una vez intergrados pasaremos a amasar durante unos minutos, podemos hacerlo manualmente o a máquina. Yo lo hago con la Kitchen Aid y luego enharino la mesa de trabajo, vuelco la masa y la amaso unos minutos manualmente, formo una bola y dejo levar. Cuando formemos la bola, haremos por encima una cruz con la ayuda de un cuchillo, ponemos la masa dentro de un bol hondo, tapamos el bol con film de cocina y encima cubrimos con un paño de algodón húmedo. Ponemos dentro del horno apagado, cerramos la puerta y dejamos que leve durante 2 o 3 horas, aunque dependiendo de la temperatura exterior puede que necesite más tiempo o menos.
-Mientras leva la masa formaremos los cilindros, para ello lo que haremos es cortar un rectángulo y lo envolvemos bien con papel de aluminio.
-Una vez haya triplicado el volumen...espolvoreamos la mesa con harina, volcamos la masa, la extendemos con las manos en forma redonda y con la ayuda de un rodillo la aplanamos dejándola de medio centímetro de grosor, la forma debe quedar circular.
-Con un cuchillo cortamos toda la masa dejando que la tira sea de un dedo de ancho aprox. No hay que cortar la masa en tiras, sino que lo que haremos es cortar una única tira. En la foto podréis ver a qué me estoy refiriendo.
-Mezclamos azúcar moreno y canela al gusto, poner esta mezcla en una fuente grande o sobre la mesa de trabajo.
-Untamos con aceite el cilindro y enrollamos con la tira de masa el cilindro, pincelamos la masa con mantequilla derretida y lo hacemos rodar sobre el azúcar y canela mezclados, lo ponemos en una bandeja de horno, mejor si cabe de pie.
Horneamos con el horno previamente calentado a 200º durante 8-10 minutos (yo o he horneado con aire).
-Sacar, dejar templar y a disfrutar!!! Se puede comer frío, pero lo suyo es caliente o templado, si lo coméis caliente hay que tener cuidado de no quemarse.





*visto en: Un toque de canela

Buen provecho!!



10 comentarios:

  1. Qué postre más curioso¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Me encanta

    ResponderEliminar
  2. es muy rico!!!! lo comi en la calle en Praga

    ResponderEliminar
  3. Madre mía, no conocía estos pasteles, me parecen de lo más originales y sobretodo que tienen pinta de estar de muerte

    ResponderEliminar
  4. pero me he quedado ojiplática, jejejeje una maravilla, habrá que probarlo.
    saludos

    ResponderEliminar
  5. Bieeeeen!!!, ya estás aquí de nuevooooo!!!. Vaya receta más güena!!!!. Me la apuntooooo!!!. Besines guapa!!!

    ResponderEliminar
  6. Yo lo comí también en Praga, lo hacían en la calle y le daban vueltas para hornearlo, estaba riquísimo!! qué bien que nos pases la receta. Bss.

    ResponderEliminar
  7. Ya te echaba yo de menos querida amiga ,asi que ahora con tu ordenador nuevo todo marchara de maravilla , bueno que decirte de estas chimeneas q me vuelven loca mi hija las probo en praga y le encantaron y yo tambien las he probado y veo que las has bordado te han quedado de cine, y muy muy bien explicado todo hasta el molde con lo que hay que hacerlas. Mil besicos corazon

    ResponderEliminar
  8. Oooooh Cristina que rico. En marzo he estado de viaje en Praga y he probado rellenos de mil formas jajajaja
    Como me gustan.....

    Si quieres publicar tus recetas en un grupo de recetas de facebook, te dejo el enlace.

    https://www.facebook.com/groups/185012434898921/

    ResponderEliminar
  9. Esto me encanta.....lo probe en Praga y siempre quise hacerlo.....me alegro que ya estes de vuelta!!.........Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  10. Yo también recuerdo haberlo probado en Praga y esta muy bueno, como este tuyo.
    Me alegro que ya tengas ordenador y sigas de nuevo.
    Bss

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por pasar por aquí y por dejarme un comentario.
Os responderé aquí en el blog si es una duda sobre la receta, así la respuesta puede servir a otra persona.

Gracias ;-)