miércoles, 1 de abril de 2015

TORRIJAS DE PANQUEMAO CARAMELIZADAS


No iba a publicar esta receta porque todo el mundo sabe hacer torrijas, pero he puesto la foto en facebook pensando que nadie iba a hacer ni caso cuando me encontré con un montón de agradables comentarios, pero sobre todo la publico por “culpa” de María Teresa del estupendo blog cocina sin problemas y de mi amiga Bea que amenazaron con demandarme si no la publicaba, jajajaja. Así que esta receta está dedicada sobre todo a ellas.

No voy a explicar nada especial sobre la receta ya que como digo, ¿quién no hace torrijas? ¡Todos!, lo único un tanto diferente es que en vez de hacerlas con pan las hago con panquemao (dentro de poco pondré la receta del panquemao), pero para hacer estas torrijas yo no lo hago en casa sino que los compro pequeñitos, los dejo endurecer un par de días y los uso para esto, además por si las calorías no fueran suficientes las termino caramelizando, el resultado es sublime, un bocado que se deshace en la boca y que te comes 3 o 4 en un pis pas.



INGREDIENTES:

-4 PANQUEMAOS PEQUEÑOS O 1 GRANDE
-MEDIO LITRO DE LECHE O UN POCO MÁS
-20 gr. DE AZÚCAR
-LA PIEL DE MEDIO LIMÓN
-MEDIO PALITO DE CANELA

-3-4 HUEVOS

-AZÚCAR Y CANELA EN POLVO


ELABORACIÓN:

-El panquemao debe comprase un par de días antes para que esté más durito. Pueden ser pequeños o uno grande, yo prefiero los pequeños. Si son pequeños cortamos los extremos y nos saldrán 3 cortaditas gruesas de cada uno, si es el grande eliminamos los extremos y cortamos cortaditas gruesas que luego partiremos por la mitad para que no sean tan largas.

-Ponemos la leche al fuego junto el azúcar, la canela y el limón, cuando rompa el hervor apagamos el fuego y dejamos enfriar por completo. La leche la suelo poner a ojo y como digo arriba esta receta no la iba a publicar así que no he anotado las medidas, por lo tanto no os puedo decir exactamente cuanta leche uso, pero con 3 cuartos de leche como mucho habrá suficiente, sino pues echáis un poco más y listo.

-Una vez fría la leche, ponemos las cortaditas dentro para que la absorban y damos la vuelta. ¡Ojo! No hay que dejarlas mucho tiempo o se desharán. Luego las dejamos escurrir sobre una rejilla para que eliminen el exceso de leche.

-Batimos 3-4 huevos. Si vemos que nos quedamos cortos, batimos alguno más.

-Ponemos aceite de girasol en una sartén, antiadherente y cuando esté caliente freímos las torrijas pasadas por el huevo batido. Les damos la vuelta para que se frían por los 2 lados. No freír demasiado para que no se quemen. Dejamos en un plato sobre papel absorbente.


-Ponemos azúcar y un poco de canela en un plato y pasamos las torrijas por este azúcar. Las ponemos en un plato y espolvoreamos con bastante azúcar más por encima (esta vez solo azúcar, sin canela). Con un soplete lo quemaremos y a disfrutar!!

Buen provecho!!